Connect with us

Buscador de noticias

Misiones

Casi 300 mil estudiantes ya usan el boleto gratuito

Voy a la escuela 448 en el turno mañana. Yo me levantó sola y vamos con mi hermano a la parada del colectivo. A la vuelta, regreso con mi vecina”. El testimonio pertenece a Linda Aylin Olivera quien tiene doce años y es de Oberá. Pero tranquilamente puede asociarse a cualquier estudiante de Misiones. Son casi 300 mil alumnos que viajan todos los días para ir a estudiar, y lo hacen sin abonar un solo centavo. En relación con el dinero que ahorra Linda cuenta: “La plata que ahorro la ocupo para sacar fotocopias y pagar cosas de la escuela”.
Por ley, el boleto estatal estudiantil gratuito (BEEG) garantiza que niños, adolescentes y adultos, de los distintos niveles educativos, puedan acceder a su formación académica. Se trata de un derecho universal que es impulsado por el gobierno de Misiones, con el objetivo de que los estudiantes puedan estudiar sin preocuparse por el costo del pasaje.

 

Giuliana Solis Agüero aprovecha el viaje para repasar las tareas. Fotos: Gobierno de Misiones.

Argentina posee una historia de luchas en relación con lo que, en el pasado, se llamó boleto estudiantil. El 16 de septiembre de 1976 se recuerda como “La Noche de los Lápices”. En aquella ocasión, un grupo de alumnos que se manifestaban por el otorgamiento de este beneficio fue reprimido en La Plata, Buenos Aires. La mayoría de ellos tenía la edad de quienes hoy disfrutan del beneficio.

 

Maitén Senkeva al colegio secundario Amadeo Bonpland de Oberá. “Todos los días me levanto a la seis de la mañana para tomar el colectivo a las siete. Mi rutina es ir a educación física e ir al colegio. Hay veces que llego a gastar cuatro boletos en el día”. Es que por ejemplo actividades como educación física es en contra turno. Sobre el boleto gratuito opina: “Me ayuda mucho para no gastar tanto dinero y lo puedo invertir en fotocopias o algo para el colegio. Es muy útil y practico”. Y deja un consejo: “Les recomiendo a los chicos que se hagan el boleto estudiantil gratuito”.

 

El desafío de estudiar lejos de casa

 


Acceder a un servicio de transporte mejora la distribución delos ingresos de la familia y permite que los ciudadanos puedan invertir en la educación de sus hijos. Un ejemplo de ello es la historia de Valentina Núñez, quien se mudó desde Oberá para venir a Posadas a estudiar Medicina. “Hace mucho vengo pensando en la carrera y por suerte me gustó mucho”, detalla la joven. “La facultad queda muy lejos. Me levantó temprano porque tengo clases a las siete en punto. Hay veces que tengo que viajar mucho, más de dos veces. El boleto gratuito ayuda mucho para llegar con los gastos y pagar los gastos de la facu”, puntualiza.

Valentina Nuñez estudia medicina en Posadas.

 

El boleto educativo gratuito comprende la totalidad del trayecto de los estudiantes de la educación pública o de gestión privada, en cualquiera de sus modalidades. El alumno cuenta con el derecho de acceder al establecimiento educativo al que concurre, aunque se encuentre ubicado dentro o fuera del radio urbano. Ese es el caso de Horacio Nahuel Montero, “Viajo tres kilómetros para ir en colectivo desde mi casa a la escuela”. Todo está cronometrado: “Espero en la paradita a las 6:50 para tomar el colectivo a las 7:00 y bueno, llego al colegio 7:15. A la salida, 12:40 esperamos en la escuela 185”.

 

Adiós a contar las monedas

 


Cuando se le pregunta sobre cómo era la forma de ir al colegio anteriormente, “Antes teníamos que juntar las monedas y juntar la plata para poder pagar el pasaje de colectivo – recuerda Horacio Montero – . A mí me parece mucho mejor el boleto gratuito porque me ayuda para ir al colegio, para ir al centro, a la casa de un amigo”.

 

Horacio Montero viaja 3 kilómetros todos los días de su casa a la escuela.

 

El número de inscriptos en el BEEG es de 284.410 alumnos y seguramente aumentara en las próximas horas. Para acceder al boleto educativo gratuito los interesados deben demostrar su condición de alumno regular de una institución educativa. Luego de presentar la certificación correspondiente, los estudiantes dispondrán de una cantidad de boletos gratuitos que dependerá del nivel que estén cursando. En el caso de la educación superior y universitaria, los estudiantes perciben 80 (ochenta) boletos urbanos gratuitos, entre los que se pueden contar con 4 (cuatro) pasajes interurbanos destinados a los estudiantes provenientes de otros municipios.

Toda la información está disponible en www.boletoestudiantil.misiones.gov.ar

La ley del BEEG fue sancionada en Octubre de 2015. “Tenemos una muestra de que Estado provincial está presente, es sensible y puede concretar este sueño de muchas generaciones, además de poder hacerlo gracias a la generación de los recursos financieros necesarios para llevarlo a la práctica”, había dicho en ese entonces el Presidente de la Legislatura Carlos Rovira, uno de los impulsores de la norma.

 

(Periodismo Misionero)

 

 

COMPARTIR:

Tambien te puede interesar...