Connect with us

Buscador de noticias

Opinión

Editorial: Consejo 678

No es ninguna novedad que las conferencias de prensa del Consejo de Atención a la Emergencia COVID-19 se hayan convertido en una tribuna política, desde donde se castiga, reprocha y ataca a los ‘enemigos del modelo’.

Su principal vocero, el inefable Ministro de Gobierno, cumple la función de generar polémica conferencia tras conferencia añadiendo a la clásica lectura del parte diario, los ribetes políticos sobre actualidad, revisionismo histórico y últimamente, análisis y monitoreo de medios.

Tampoco es novedad que desde el quinto piso siguen al detalle cualquier publicación en medios impresos, digitales y redes sociales. Pero caracterizar a la prensa opositora – digo opositora porque de independiente solo queda el club de Avellaneda – de ‘partidaria’ es al menos algo nuevo en el discurso de González. ¿Son acaso la Red de Medios Provincial, Canal 11 y Canal 3 ejemplos de respeto a la diversidad de opinión y a la preponderancia de la información por sobre la propaganda?

González es quizás, el más kirchnerista del gabinete de Insfrán. Todos los días, en el preludio de la lectura de las preguntas que los periodistas envían al Consejo, expresa su visión de cómo y qué deberían decir los medios locales.

Esta nueva faceta, no menos fascista que las anteriores, junto con las duras críticas al trabajo de los periodistas, recuerdan al viejo programa ultra K de análisis de medios ‘678’.

Allí se ‘analizaba’ el discurso de los medios hegemónicos, se demonizaba la diversidad de opinión y se escrachaba la tarea periodística contra el Gobierno de CFK. Cualquier similitud, no es pura coincidencia.

‘678’ concluyó su periplo en 2015, en la previa del desenlace que terminaría con Mauricio Macri en la Rosada. Nunca volvió al aire, porque un programa de propaganda jamás sobreviviría en el sistema privado de medios, donde debe someterse a las reglas del mercado: medición de audiencias.

Quizás nuestro super Ministro debería continuar, una vez superada la crisis sanitaria, con un programa parecido. Una mezcla del programa kirchnerista con el ‘Aló Presidente’ de Hugo Chávez, y que siga vertiendo todo su sabiduría sobre comunicación, que no por ácida es novedosa.

Eso si, que lo haga en el sistema privado, lejos del paraguas estatal que financian todos los formoseños. Si se anima, claro.

COMPARTIR:

Tambien te puede interesar...