Connect with us

Buscador de noticias

Locales

Tiene COVID-19 y la policía allanó su casa para trasladarlo a un centro de aislamiento

El día de ayer en el Barrio Itatí, la policía llevó a cabo un increíble allamiento que involucró la orden de allanamiento de un juez de la provincia subrogante y hasta un ariete para romper la puerta del domicilio particular de una familia como si fueran narcotraficantes.

Varios vehículos policiales, de transporte de tropas, miembros del grupo de intervenciones especiales enmascarados llegaron hasta el domicilio de Carlos Gustavo Maza, quien cumplía aislamiento en su domicilio desde hacía cuatro días por dar positivo para coronavirus.

Él había solicitado realizar la cuarentena en su domicilio pero el juez subrogante del juzgado N° 4 de Formosa, Marcelo Picabea, libro el allanamiento con uso de la fuerza para trasladarlo compulsivamente hacia uno de los centros de aislamiento del gobierno de la provincia.

Con un sinfín de irregularidades entre las que se cuenta que la orden de allanamiento no consignaba el nombre del oficial al frente de la ejecución de la orden judicial, es decir el nombre del preventor.

A cargo de la ejecución de la orden estuvo el Comisario Jeréz denunciado por la salvaje represión del 5 de marzo por abuso de autoridad.

De la misma manera oficiales del GIE, el grupo de intervención especial, un grupo de elite de la policía tomando participación para violentar la puerta con un ariete, una agente grabando con el celular y un cordón de agentes que no permitían a los abogados patrocinantes la asistencia de la familia.

Finalmente la familia fue desalojada y trasladada a un Centro de Aislamiento del gobierno en una situación de angustia como sucede en estos casos, numerosas causas contravencionales y penales por la utilización de la policía del Artículo 205 del CP por poner en riesgo la salud pública.

 

Con información de El Comercial

COMPARTIR:

Tambien te puede interesar...